Derecho a pataleo

“Hacía alrededor de sesenta años, yo había levantado la mano y le había preguntado al padre Hurtado qué pensaba de Miguel de Unamuno. “Hereje”, había contestado de inmediato mi profesor”.